Anteojos futuristas.


Anteojos futuristas.





En muchas películas podemos ver las diversas cámaras minúsculas que se colocan en botones de ropa, en prendedores u otros elementos para disimular la cámara filmadora. Estas películas sobre espionaje o policiales estos elementos eran utilizados como una herramienta secreta que filmaba hechos imposibles de grabar de otra forma. En la actualidad las cámaras filmadoras conectadas vía internet pueden grabar  de forma perfecta y se dirigen directamente al sector a donde se dirija la vista del que porta estos anteojos filmadores.

Los anteojos futuristas pueden grabar imágenes y sonido y almacenar los datos en un Pen Drive de 32 gb que también está incorporado en los anteojos. Los anteojos futuristas que graban imágenes y sonidos permiten tener libres las manos al ser utilizados como anteojos comunes.

La capacidad de estos anteojos permite grabar de forma perfecta aun con poca luminosidad. Estos anteojos dignos de las películas de James Bond (007) de Ian Fleming  que en los años 1952 toman forma después de ser publicada la primera novela donde los elementos técnicos sofisticados eran la novedad de la película junto a las escenas de acción. Muchos de los elementos de la tecnología de la actualidad fueron imaginados por Ian Fleming y  años atrás por la fantasía fantástica de Julio Verne.